Biocontroladores para plagas de la tara

Proyecto logró identificar y caracterizar a los enemigos naturales de los insectos  que atacan la planta  

tara

Nuestro país  es el principal productor mundial de tara, de gran valor comercial gracias a sus diversas propiedades industriales y medicinales,  que se reflejan en crecientes volúmenes de exportación, en presentaciones  como harina, goma, mucílagos de la semilla, germen de tara en polvo y tara trillada.

En la industria del calzado y cuero se utiliza como curtidor y en la fabricación de tintes, el sector alimentario usa el poder estabilizador de su goma en productos de consistencia viscosa (yogurt, mermeladas) y el farmacéutico sus propiedades medicinales en productos dietéticos, contra las úlceras y tratamiento de cicatrices.

Sin embargo, la producción se afecta seriamente debido al ataque de plagas como el “Pulgón” o Psilido (Aremica caesalpiniae), las polillas: polilla marrón (Argyrotaenia sphaleropa), polilla ploma (Plutella sp.) y el Trips (Frankliniellia sp). La producción y la calidad se reducen en más del 40%, cuando estos insectos atacan los campos de tara.

Frente a ello, la Asociación de Productores de Tara del Norte se propuso desarrollar un proyecto de investigación, que contó con el cofinanciamiento del FIDECOM, en la provincia de San Marcos, región de Cajamarca, para caracterizar las principales plagas: conocer su comportamiento, ciclo biológico, fluctuaciones, daños que ocasionan, identificar y caracterizar a sus enemigos naturales (biocontroladores nativos). La propuesta era utilizar biocontroladores en el control de las plagas del trips, pulgón, polilla y salivazo, para reducir las pérdidas productivas y  aumentar la calidad en la producción de vainas  de tara en San Marcos.

Con este proyecto, se realizó la caracterización de las plagas, determinándose su ciclo biológico,  su identificación taxonómica y daños; así también la identificación de los biocontroladores nativos, seleccionando seis para su producción en laboratorio y liberación en campo.

Gracias a estos especímenes (Trichogramma pretiosum, Zelus sp, Chrysoperla sp,  Plesiochrysa sp, Harmonia axyridis y Paraneda pallidula guticollis) se realizó la producción y liberación de 10’712,700 de biocontroladores en 63 parcelas, y se capacitó a productores y técnicos en el manejo de esta estrategia.  Ahora,  la Región Cajamarca cuenta con un laboratorio piloto para la producción y liberación de  biocontroladores y  han logrado elevar la producción de tara en vaina en 20%.

Toda la cadena productiva de la tara (productor-exportador) se beneficia con  la utilización de biocontroladores en la producción de tara, posibilitando el aumento de la producción en un 30% y el incremento de la calidad de goma de tara en un 20%, al disminuir el ataque de plagas en las vainas de esta planta. Esto se refleja en el aumento del ingreso económico de 200 familias beneficiarias directamente, y de otras 50 familias indirectamente, las cuales tienen mayor oportunidad de ingresar a los mercado y facilitando el acceso a los mercados orgánicos.

Tiene también un impacto positivo en el medio ambiente, pues mantendrá el equilibrio ecológico (control permanente) entre insectos plagas y biocontroladores (predadores y parasitoides), con menor uso de productos químicos  nocivos.